Vuelta

Este lugar ha estado abandonado durante demasiado tiempo. Hoy, por casualidad, regresé por aquí. Un error de dedo. Un click de más o de menos. Y llegué a este sitio que fue mío. Me encontré con un lugar arrumbado, sumido en el olvido. Recorrí lento algunos de sus recovecos de memoria, miré sus paredes de paja desgajadas, sus pasillos de letras amontonadas… ¿Me enternecí? Quizá. Algo parecido a eso.

Sorbo de café.

Caminar por estos pasillos es, al mismo tiempo, un placer y una disyuntiva: ¿lo aniquilo hasta dejarlo reducido a polvo o me regalo una parte del día para prestarle la atención que merece? ¿Lo relego al más profundo exilio hasta que termine por desaparecer? ¿Lo rescato (o lo dejo que me rescate)?

Obvio: decidí lo último. Polvo hay mucho ya.

Sigue la madrugada y el frío. Otro sorbo de café.

Después de aquella primera decisión/maniobra de resucitación se vinieron otras en cascada, a las que había que hacer frente: ¿cuánto tiempo hay que dedicarle a la escritura en el blog? ¿Se precisa una unidad temática que le de coherencia ? ¿O se requiere apelar a la fragmentación textual?   Y así, ad nauseam. Entonces pensé: a la chingada. Esto es Visceralias, cabrón. Hacer caso de esa cauda de preguntas implica concentrarse en la forma, en las determinaciones externas. Y enfocarme en eso fue, en última instancia, lo que me alejó de aquí. Recordé pues que escribo por un placer enfermizo y solo para mí. Como una forma de convertir la intimidad en un espectáculo, como dice Sibilia. Escribo porque me gusta y me exaspera y me hace sudar las manos y patalear y echar espuma por la boca. Porque me desafía y me satisface. Porque al mismo tiempo me encabrona y me hace feliz. Porque no puedo evitar hacerlo. Porque puedo evitar hacerlo. Porque puedo. Escribir es -para recurrir a la genial figura que utiliza Palahniuk en Fight Club-: una placenteramente dolorosa herida en la encía a la que no puedes dejar de tocar con  la lengua. Sabes que sanarás pronto si la dejas en paz. Y sin embargo…

Hola hoja en blanco. Soy Igor. Nos veremos por aquí a diario.

Sea pues.

 

Anuncios

¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s