Violencias

Texto que sirve de comentario editorial para la emisión de Diálogos del Pensamiento (02/09/2014)

Sin duda, la violencia es uno de los flagelos más acuciantes en nuestro país. Desde hace casi una década, la estela de vidas segadas ha alcanzado tintes más que alarmantes. A partir de diciembre de 2006, y durante todo el mandato del entonces presidente Felipe Calderón, la cantidad de muertes vinculadas con la denominada “guerra contra el crimen organizado” terminó con más de 120 mil vidas, según los datos ofrecidos por el INEGI. En lo que llevamos del sexenio de Enrique Peña, esta cantidad ronda los 18 mil. Si a esto se le suma el número de personas que se encuentran desaparecidas, o que han sido desplazadas debido a la violencia, el panorama adquiere rasgos que rayan en la desgracia. Vale la pena recordar que quien más muere en nuestro país por razones violentas son los jóvenes. Antes que cualquier otro factor, los homicidios son la principal causa de muerte entre la población que tiene entre 15 y 29 años. Pero la violencia no se agota en un disparo. La falta de oportunidades educativas o laborales, la precariedad y la marginación económica, la exclusión y la estigmatización social, todas son expresiones violentas que aquejan sobre todo a la juventud. En este contexto ¿cuál es el panorama inmediato que se le presenta a este sector de la población? ¿Qué le ofrece el Estado mexicano a sus jóvenes? ¿Acaso no hay posibilidades para el futuro?

Anuncios

¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s